“¿El mini en el ‘Juande’? Bien, gracias”, por Antonio Suárez

datePublicado el 4th septiembre, 2013 por admin

Por segundo año consecutivo hemos decidido mirar los números que a veces -solo a veces- no suelen engañar. Y aunque son, evidentemente, interpretables, no podemos sacar las conclusiones a las que llegó algún aspirante a gurú de la cosa, seguido por la groupie de turno que no ve más allá de donde indica la voz de su amo.

Así, el año pasado sacábamos unas conclusiones (ver artículo) que, tal y como se verá más adelante pues el tiempo que ha pasado es muy poco, sí nos sirven para ver tendencias, ‘palabro’ muy de moda en otras cuestiones, pero nos permitirán apreciar que las cosas rara vez salen por generación espontánea, y son más bien el fruto de un trabajo sistemático y concienzudo.

Para ello mantenemos el sistema de puntuación de ocasiones anteriores, que consiste en ver qué categoría de las del minibasket tiene mayor número de equipos -casi siempre es alevín de 2.º año-, y se otorgan tantos puntos como puesto se ha obtenido. A menor puntuación, evidentemente, mejor puesto.

Por lo tanto, en Alevín masculino de 2.º año el campeón, Fundal Alcobendas, obtiene 1 punto; Valdeluz que es el 30º clasificado suma 30 puntos; A.D.C. Joyfe 50… y así hasta los 68 del último clasificado. En Alevín femenino de 2.º año el título lo ha conseguido Alameda de Osuna, que obtiene 1 punto; Pureza de María 25; La Torre San Miguel 50… y se continúa hasta los 54 del último clasificado.

Teniendo en cuenta que en todas las categorías no hay el mismo número de equipos, se establece un factor de corrección que pretende igualar, en la medida de lo posible, la diferencia de participantes en cada grupo de edad, para lo que hacemos lo siguiente:

En masculino:

  • Cada puesto de Benjamín de 1.er año (2004) se multiplica por 2,62 (incluido el 1.º), pues hubo 26 equipos.
  • Cada puesto de Benjamín de 2.º año (2003) se multiplica por 1,31 (incluido el 1.º), al haber 52 equipos.
  • Cada puesto de Alevín de 1.er año (2002) se multiplica por 1,48(incluido el 1.º). 46 equipos.
  • En Alevín de 2.º año (2001) simplemente se suma el puesto obtenido. 68 equipos.

En femenino:

  • Cada puesto de Benjamín de 1.er año (2004) se multiplica por 2,08 (incluido el 1.º). 26 equipos
  • Cada puesto de Benjamín de 2.º año (2003) se multiplica por 1,50 (incluido el 1.º). 36 equipos.
  • Cada puesto de Alevín de 1.er año (2002) se multiplica por 1,35 (incluido el 1.º). 40 equipos.
  • En Alevín de 2.º año (2001) se suma el puesto obtenido. 54 equipos.

Además, hay clubes que no han sacado equipos en todas las categorías, por lo que en las que carezcan de representación hemos decidido otorgarles 69 puntos si es un grupo masculino, y 55 si es femenino.

Por último, y teniendo en cuenta estos factores sólo se cuentan clubes/colegios que hayan tenido representación al menos en tres de las cuatro categorías, por lo que aquellos que por diversos motivos no comienzan su participación hasta alevines no están incluidos.

Clasificación

Salvo error u omisión, sería la siguiente:

MASCULINO (192 equipos)

CLUB

AM2.º

AM1.º

BM2.º

BM1.º

TOTAL

1. RICOPIA FUNBAL ALCALÁ CBJA

4

4,44

9,17

7,86

25,47

2. BRAINS

10

16,28

1,31

5,24

32,83

3. DISTRITO OLÍMPICO

9

1,48

24,89

28,82

64,19

4. ESPACIO TORRELODONES

6

7,4

26,2

41,92

81,52

5. LAS ROZAS C.B.

3

17,76

3,93

57,64

82,33

6. ESTUDIO

8

23,68

15,72

36,68

84,08

7. FUNDAL ALCOBENDAS

1

2,96

13,1

69

86,06

8. COSLADA C.B.

43

11,84

2,62

31,44

88,90

9. SALESIANOS SOTO PIRATAS

17

69

7,86

13,1

106,96

10. MARAVILLAS

16

10,36

40,61

47,16

114,13

11. COVIBAR RIVAS

28

29,6

14,41

44,54

116,55

12. COLEGIO EL PRADO

69

31,08

19,65

2,62

122,35

13. FUENLABRADA C.B.

69

8,88

11,79

34,06

123,73

14. MENESIANO

31

44,4

22,27

26,2

123,87

15. ALCORCÓN BASKET

21

14,8

23,58

69

128,38

16. SAN VIATOR

27

22,2

10,48

69

128,68

17. ASEFA ESTUDIANTES

20

19,24

20,96

69

129,20

18. BALONCESTO ARISTOS

15

20,72

36,68

62,88

135,28

19. TRES CANTOS

5

13,32

52,4

69

139,72

20. GREDOS SAN DIEGO ALCALÁ

29

69

34,06

10,48

142,54

21. CORAZONISTAS

19

34,04

27,51

69

149,55

22. SAN AGUSTÍN MADRID

45

42,92

5,24

60,26

153,42

23. U.B. VILLALBA

7

48,84

35,37

69

160,21

24 .PILARISTAS

11

39,96

48,47

69

168,43

25. CALDEIRO

42

69

41,92

18,34

171,26

26. HERCESA

69

5,92

28,82

68,12

171,86

27. PATROCINIO SAN JOSÉ

13

53,28

58,95

69

194,23

28. BUEN CONSEJO

34

47,36

45,85

69

196,21

29. A.D.C. JOYFE

50

28,12

62,88

69

210,00

30. SAN JOSÉ DEL PARQUE

40

65,12

69

49,78

223,90

31. LICEO FRANCÉS

46

62,16

69

52,4

229,56

32. SAN AGUSTÍN DEL GUADALIX

58

66,6

44,54

69

238,14

33. LA TORRE SAN MIGUEL

69

51,8

65,5

65,5

251,80

34. RECUERDO S.A.D.

60

63,64

60,26

69

252,90

FEMENINO (156 equipos)

CLUB

AF2.º

AF1.º

BF2.º

BF1.º

TOTAL

1. CORAZONISTAS

2

9,45

4,5

6,24

22,19

2. BRAINS

3

5,4

1,5

18,72

28,62

3. DISTRITO OLÍMPICO 7

6,75

7,5

8,32

29,57

4. LAS ROZAS C.B.

4

10,8

6

12,48

33,28

5. RICOPIA FUNBAL ALCALÁ CBJA

16

4,05

15

4,16

39,21

6. ESPACIO TORRELODONES

9

8,1

10,5

24,96

52,56

7. RIVAS ECÓPOLIS

12

22,95

13,5

20,8

69,25

8. ALAMEDA DE OSUNA

1

55

3

14,56

73,56

9. MENESIANO

14

17,55

9

33,28

73,83

10. SAN AGUSTÍN MADRID

30

13,5

22,5

22,88

88,88

11. BUEN CONSEJO

21

18,9

19,5

35,36

94,76

12. FEMENINO ALCORCÓN

35

12,15

21

29,12

97,27

13. VIRGEN DE ATOCHA

18

20,25

16,5

55

109,75

14. AGUSTINIANO

15

21,6

25,5

49,92

112,02

15. LICEO FRANCÉS

22

32,4

33

39,52

126,92

16. VALDELUZ

13

28,35

42

47,84

131,19

17. MARAVILLAS

41

16,2

31,5

43,68

132,38

18. ASEFA ESTUDIANTES

5

31,05

49,5

55

140,55

19. SAN JOSÉ DEL PARQUE 26

24,3

37,5

54,08

141,88

20. PILARISTAS

45

39,15

28,5

37,44

150,09

21. COLEGIO LOS SAUCES

38

55

43,5

16,64

153,14

22. ESTUDIO

19

35,1

46,5

55

155,60

23. PARACUELLOS DEL JARAMA

39

33,75

55

45,76

173,51

24. LA TORRE SAN MIGUEL

50

47,25

45

55

197,25

CLASIFICACIÓN CONJUNTA

CLUB

MASC.

FEM.

TOTAL

1. BRAINS – BRAINS MORALEJA

32,83

28,62

61,45

2. RICOPIA FUNBAL ALCALÁ CBJA 25,47

39,21

64,68

3. DISTRITO OLÍMPICO 64,19

29,57

93,76

4. LAS ROZAS C.B. 82,33

33,28

115,61

5. ESPACIO TORRELODONES

81,52

52,56

134,08

6. CORAZONISTAS 149,55

22,19

171,74

7. COVIBAR RIVAS – RIVAS ECÓPOLIS

116,55

69,25

185,80

8. MENESIANO

123,83

73,83

197,70

9. ALCORCÓN BASKET – FEMENINO ALCORCÓN

128,38

97,27

225,65
10. ESTUDIO

84,08

155,60

239,68

11. SAN AGUSTÍN MADRID

153,42

88,88

242,30

12. MARAVILLAS

114,13

132,38

246,51

13. ASEFA ESTUDIANTES

129,20

140,55

269,75

14. BUEN CONSEJO

196,21

94,76

290,97

15. PILARISTAS

168,43

150,09

318,52

16. LICEO FRANCÉS

229,56

126,92

356,48

17. SAN JOSÉ DEL PARQUE

223,90

141,88

365,78

18. LA TORRE SAN MIGUEL

251,80

197,25

449,05

Algunas conclusiones generales:

1.- El número total de equipos se ha mantenido prácticamente igual que la temporada 2011/12, pues ha pasado de 347 a 348, aunque haya descendido algo en categorías masculinas (de 196 a 192) y aumentado en femeninas (de 151 a 156).

2.- También se ha incrementado el número de clubes que consigue puntuar, tanto en categorías masculinas como femeninas. En las primeras hemos pasado de 30 en la temporada 2011/12 a 34 en la 2012/13. En chicas hubo 22 clubes que consiguieron puntuar, y ahora son 24. Algo que también sucede en la clasificación conjunta, pues pasamos de 17 a 18 clubes.

4.- En categoría masculina hay clubes que consiguen puntuar, y que no lo habían hecho la temporada anterior, como es el caso de: Covibar Rivas, Fuenlabrada C.B., Alcorcón Basket, Gredos San Diego Alcalá, Patrocinio San José, Liceo Francés, San Agustín del Guadalix y Recuerdo S.A.D. Por contra, desaparecen de esa clasificación: Agustiniano, Bodybell Arganda, Virgen de Atocha y Baloncesto Getafe.

5.- En féminas desaparecen del listado dos clubes: Salesianos Soto Piratas y Pureza de María, incorporándose cuatro: Rivas Ecópolis, San José del Parque,  Colegio Los Sauces y  Paracuellos del Jarama.

6.- En la clasificación conjunta también hay movimientos. Se caen de la lista Salesianos Soto Piratas, Agustiniano y Virgen de Atocha, y aparecen Covibar Rivas – Rivas Ecópolis, Alcorcón Basket – Femenino Alcorcón, Liceo Francés, San José del Parque y La Torre San Miguel.

Reflexionando, que es gerundio:

En el CBJA el mini se trabaja bastante bien desde hace años, y poco a poco se van viendo resultados en categorías de canasta grande. Pese a todo tenemos el sempiterno e invariable factor de la “fuga de talentos”, pero ni más ni menos que otros muchos clubes de la Comunidad, que ven como Real Madrid, Estudiantes, Rivas,… captan a los mejores jugadores para, en la mayor parte de los casos, no hacerlos a la larga mucho mejores que si hubieran continuado en su club de origen, aunque supongo que la experiencia valdrá la pena siempre y cuando el jugador no descuide los estudios.

Los números, la estadística, a veces son fríos, pero a veces nos permiten ver cuestiones que de otro modo no se percibirían tan bien. Pueden suponen un acicate para modificar la forma de trabajo, aunque también pueden permitir la relajación y decir: ¡qué buenos somos!, cuando, a lo mejor, simplemente somos menos malos.

Ahora que el lector analice lo que quiera y que extraiga sus conclusiones, aunque si tiene un poco de paciencia el gurú de turno le dará la respuesta y así, porque es mucho más cómodo, no tiene que pensar.

commentsComentarios desactivados en “¿El mini en el ‘Juande’? Bien, gracias”, por Antonio Suárez | moreLeer mas »

“Una temporada para dejar de soñar”, por Antonio Suárez

datePublicado el 4th febrero, 2013 por admin

Desde los primeros momentos de la temporada de minibasket, y a tenor de los resultados que iban consiguiendo nuestros equipos, nos sorprendíamos de lo que al finalizar la primera fase es ya toda una realidad: tenemos un equipo que luchará por ser campeón de Madrid en cada una de las 8 categorías.

Es cierto que no todos han accedido a la segunda fase con la misma holgura, pues algunos han pasado invictos, mientras que otros han sufrido casi hasta la última jornada para ver cumplido algo que hace 25 años ni se nos pasaba por la cabeza. Pues, por aquel entonces, cómo íbamos a pensar que nuestros equipos algún día pudieran competir contra Estudio, Menesiano, Maristas Madrid (San José del Parque), La Salle Maravillas, Cajamadrid, San Agustín o Corazonistas, es decir, aquellos clubes históricos que dominaban las competiciones un año sí y otro también.

Algunos de los mencionados siguen teniendo una cierta importancia en el mini madrileño, mientras que otros directamente han desaparecido, o apenas trabajan el baloncesto con la intensidad de finales de los 80 o comienzos de los 90.

Y han tenido que pasar todos esos años para ver cumplido algo que ni en nuestros mejores sueños ocurría, y que ahora, casi sin esperarlo, se ha convertido en realidad.

Evidentemente estas cosas no llegan por generación espontánea, o por casualidad, y sí son el fruto de muchos años de trabajo. Nuestros entrenadores cada vez están más preparados y son más exigentes consigo mismos, las directrices técnicas y las coordinaciones van dando su fruto, y el capital humano se ha ampliado mucho a los otrora límites casi exclusivos de nuestro colegio, pues el trabajo de escuelas y el prestigio acumulado durante todos estos años, ha llamado la atención de otros centros educativos que nos han solicitado que llevemos sus actividades de baloncesto. En suma: una paciente y controlada labor, tratando de no abarcar más de lo que se puede, termina por verse reflejada en resultados positivos.

A partir de ahora tendremos equipos que lo van a seguir haciendo muy bien, y otros que se darán cuenta que aún les queda mucho para estar al nivel de los mejores, pero solo compitiendo contra ellos es como se aprende, y los que llevamos ya varias decenas de años en el mundo del baloncesto sabemos que se suele aprender mucho más de las derrotas que de las victorias, por mucho que las primeras duelan. Ya se sabe aquello de que “lo que no nos mata, nos hace más fuertes”.

Algunos, un poco sorprendidos de nuestro propio éxito, y ante lo que hemos denominado en nuestra web como “Hito histórico en nuestro 25.º aniversario”, nos hemos preguntado cuántos clubes habían conseguido lo mismo. Para ello nos hemos ido a la base de datos que desde la temporada 2005-06 tiene la Federación de Baloncesto de Madrid en su web. El resultado de ese estudio nos ha dejado bastante claro que, como veremos más adelante, no es nada sencillo lo que nuestro club ya ha conseguido esta temporada.

¿Cómo está hecho el análisis?

1.º Hemos ido comprobando, de cada una de las 8 temporadas analizadas, qué clubes de las 8 categorías de mini se habían clasificado para la segunda fase y tenían opciones de título.

2.º En aquellas en las que por el escaso número de equipos solo hubo un grupo único, hemos considerado como finalistas a los 6 primeros.

3.º Aunque hubiera varios equipos del mismo club clasificados, a los efectos estadísticos cuentan como uno solo.

Así, desde la temporada antes indicada (2005-06), solo Brains había conseguido algo tan difícil como es tener todos sus equipos con opciones de título tras la disputa de la primera fase y, además, durante tres temporadas: 2005-06, 2008-09 y 2009-10. En este sentido consideramos a Colegio Brains y Brains Moraleja como un mismo club.

Y su dominio en ese apartado era incontestable hasta la temporada actual, en la que Juan de Austria ha conseguido igualar ese dificilísimo registro.

Sin embargo, otros clubes estuvieron a punto de lograrlo, pues situaron a 7 equipos, siendo el que más el propio Brains (temporadas 2006-07, 2010-11, 2011-12 y la actual, 2012-13), Torrelodones (temporadas 2007-08, 2008-09 y 2011-12), Estudio (temporada 2008-09) y Las Rozas (temporada actual, 2012-13).

Si sumamos el número total de equipos que han tenido opción de ser campeones a partir de la primera fase, sobre un total de 64 posibilidades (8 categorías en 8 años), nos encontraríamos la siguiente clasificación:

CLUB

N.º de equipos

1

BRAINS

58

2

TORRELODONES

44

3

DISTRITO OLÍMPICO

41

4

CORAZONISTAS

39

5

ESTUDIO

35

6

MENESIANO

30

7

HERCESA C.D.

29

8

AGUSTINIANO

28

9

JUAN DE AUSTRIA

26

10

ESTUDIANTES

25

11

MARAVILLAS

25

12

JESÚS MARÍA

19

13

SAN VIATOR

18

14

COSLADA C.B.

17

15

FUNDAL ALCOBENDAS

16

16

LAS ROZAS C.B.

16

17

SALESIANOS SOTO PIRATAS

15

18

SAN AGUSTÍN

15

19

TRES CANTOS

15

Por otra parte, si nos fijamos en qué equipos han sido campeones en las 7 temporadas anteriores, se ven curiosas tendencias con clubes que destacan más en masculino o en femenino. Así, claramente vemos que Torrelodones, Distrito Olímpico, Estudio y Alcobendas tienen su fuerte en las categorías masculinas, mientras que Brains, Corazonistas, Alameda y Coslada lo tienen en las femeninas.

CLUB

CAMPEONATOS

MASC.

FEM.

BRAINS

14

5

9

TORRELODONES

14

10

4

CORAZONISTAS

5

0

5

DISTRITO OLÍMPICO

4

4

0

ESTUDIO

3

3

0

FUNDAL ALCOBENDAS

3

3

0

ALAMEDA DE OSUNA

2

0

2

COSLADA C.B.

2

0

2

AGUSTINIANO

1

0

1

ESTUDIANTES

1

1

0

HERCESA C.D.

1

0

1

JESÚS MARÍA

1

0

1

LAS ROZAS C.B.

1

0

1

OLÍMPICO 64

1

1

0

SAN VIATOR

1

0

1

TRES CANTOS

1

1

0

VALDELUZ

1

0

1

TOTAL

56

28

28

Análisis por clubes

1.º Brains

Resulta casi un insulto a la inteligencia lo que lleva haciendo Brains en mini durante tantos años. Temporada tras temporada sus equipos son competitivos, y resulta más novedoso que “un” Brains no luche por el título, que sí lo haga. Con ver la gráfica está todo dicho, pues de sus 64 equipos, en estos 8 años, solo 6 no pasaron la primera fase para luchar por el campeonato de su categoría. Si además nos fijamos en los campeonatos obtenidos todas las temporadas, vemos que excepto en la 2006-07, siempre han obtenido algún título, con mención especial para las dos últimas en las que acumularon 3 y 3 sobre las 8 posibles cada año.

2.º Torrelodones

En Torrelodones hay un antes y un después de la llegada de los “yugoslavos”. En poquísimos años pasaron casi del cero al infinito, y pese a la marcha de alguno de los técnicos que implantaron nuevos sistemas de trabajo, el club se ha mantenido bien en la base, aunque no es menos cierto que sus resultados, en cuanto a títulos se refiere, ya no son tan deslumbrantes como lo fueron a finales de la pasada década. De todos modos, los de “Torre”, pueden decir que son el único club que en estas 7 temporadas pasadas han tenido al menos un campeón de categoría.

3.º Distrito Olímpico

Si hay una palabra que pueda definir la marcha del mini en Distrito Olímpico esa sería “regularidad”. El club de San Blas siempre consigue sacar equipos competitivos, con buenos resultados generales y, de vez en cuando, se dan el gustazo de tener un equipo campeón, aunque siempre en masculino.

4.º Corazonistas

Se podría decir que es el álter ego (el “otro yo”, para los de la LOGSE) perfecto de Distrito Olímpico, pues todo lo que decimos sobre la regularidad de unos puede ser aplicada a los otros, con la única diferencia de que lo que más destaca en el club de Chamartín es la sección femenina. Sin embargo, llevan una sequía de 3 años en lo que a títulos se refiere, porque una generación como la que tuvieron con las chicas del 97 se da pocas veces, pues fueron campeonas los 4 años de mini, vapuleando sistemáticamente a todos los rivales que se les pusieron por el camino.

5.º Estudio

Es uno de los clásicos del mini madrileño, y club del que han salido buenos jugadores ACB. Siempre han tenido un espíritu muy definido de juego, en el que primaba el aspecto individual sobre el de conjunto, a lo que añadían un encomiable espíritu de lucha que los hacían complicados de derrotar.

Sorprende que esta temporada solo hayan conseguido situar a dos de sus equipos con opciones al campeonato madrileño (benjamín masculino de 2.º año y alevín masculino de 2.º año), lo cual no es una buena noticia para el club de Aravaca, pues es el peor resultado en muchos años. Esperamos que solo sea un lapsus, y podamos seguir viendo al Estudio de siempre en temporadas venideras.

6.º Menesiano

Otro de los clásicos de mini madrileño, pero siempre con resultados menos llamativos que otros clubes. No todas sus temporadas son igual de brillantes, y tras pasar dos relativamente malas, en esta han conseguido que 4 de sus equipos pasen a las fases que dan derecho a disputar las eliminatorias por el título. Sin duda una buena noticia para un club que lleva muchos años sin obtener un título de la Comunidad.

7.º Hercesa

Con Hercesa, por ser de Alcalá de Henares y conocer algo mejor lo que sucede en la casa de nuestros vecinos, nos vamos a extender un poco más.

Es el continuador de aquel Cajamadrid glorioso de finales de los setenta, toda la década de los ochenta y los primeros años de la del noventa. El cambio de política de la Obra Social de la caja supuso que el dinero dejara de entrar con la generosidad que antes lo hacía, por lo que su labor se resintió notablemente al no poder seguir con la línea que en aquellos tiempos les permitía tener un sólido conjunto en ACB, y una cantera que acudía con aspiraciones a los campeonatos de España. Cuando eso sucedió se creó el Juventud Alcalá, que intentó seguir la misma línea con menos dinero, por lo que los resultados se resintieron.

Posteriormente, Jesús Martín, un empresario alcalaíno, se hizo con el control del club que pasó a denominarse Baloncesto Alcalá. Los equipos de élite desaparecieron, pero la base, gracias al control que se ejercía sobre las escuelas deportivas municipales, siguió obteniendo buenos resultados. A continuación, los problemas económicos de la entidad supusieron la marcha de los gestores y la entrada de un patrocinador muy importante que, además, dio nombre al nuevo club: Hercesa C.D.

Durante la última década Hercesa ha seguido siendo el principal referente en el baloncesto complutense, aunque la competencia de Juan de Austria y posteriormente Lope de Vega, debilitó mucho sus equipos de mini. Sin embargo, y aprovechando los fichajes que hacían de los otros clubes de la ciudad, consiguió mantener buenos resultados en infantiles o cadetes, pues atraían a jugadores gracias a sus acuerdos como cantera del Real Madrid.

Sin embargo, en las últimas temporadas han visto como se iban un numeroso grupo de entrenadores y jugadores, que formaban la base del nuevo Baloncesto Alcalá, además de perder un gran número de centros de enseñanza que optaron porque sus escuelas de baloncesto las llevara Juan de Austria o Baloncesto Alcalá. Si a eso le añadimos la reciente huida a mitad de temporada del patrocinador (Hercesa abandona a Hercesa C.D.), negros nubarrones se ciernen sobre el club complutense, pues ve peligrar el proyecto deportivo ante la falta de apoyo económico.

Para esta ciudad es una pésima noticia que pudiera desaparecer Hercesa. Nadie que ame el baloncesto puede alegrarse de ello, porque quien sale perjudicado es el propio deporte y los que amamos este juego. La rivalidad local es divertida, sana, genera controversia y es un aliciente para todos. Un derbi es un derbi, y así debería seguir siendo.

Desde estas líneas animamos a los que quieren seguir manteniendo a flote el proyecto de Hercesa (o como se llame en el futuro), que no decaigan en su esfuerzo y que podamos seguir disfrutando de la generalmente sana rivalidad de todos estos años, aunque de vez en cuando se haya enturbiado por sucesos puntuales.

Con respecto a nuestro estudio, referido a la evolución de las últimas temporadas, la gráfica es más que elocuente, a lo que se añade que desde la temporada 2005-06 ningún equipo de mini de Hercesa ha conseguido el campeonato madrileño.

8.º Agustiniano

Es otro de esos clubes que siempre mantiene una cierta regularidad, aunque en un tono más bajo que Distrito Olímpico, Corazonistas o Estudio, pero siempre tiene algún equipo con serias aspiraciones. La temporada actual en mini no es de las más brillantes de los últimos años, pero Agustiniano es como el ave Fénix, y volverá a estar en el lugar que le corresponde por historia.

9.º Juan de Austria

Nuestro club siempre ha estado limitado por varios factores. El primero era que la inmensa mayoría de los jugadores procedía del propio colegio que le da nombre, otro la falta de recursos económicos y de instalaciones adecuadas y, un tercero, no ser el referente local por excelencia en baloncesto.

Todo eso se ha ido modificando con los años. Ahora mismo la inmensa mayoría de los jugadores de los equipos de mini no son del colegio, las instalaciones han sufrido un cambio drástico y son un lujo para la práctica del baloncesto, la economía está saneada y se pueden afrontar inversiones en material o formación para los entrenadores y, por último, la labor efectuada estos años de captación en nuestras escuelas comienza a dar sus frutos.

Que en esta temporada nuestro club esté representado, tras la disputa de la primera fase, en todos los grupos que disputarán los campeonatos madrileños de cada categoría de mini es algo casi inimaginable pero, como decimos al principio del artículo, no es fruto de la casualidad y sí de un trabajo de años y años.

Ahora solo queda seguir disfrutando de lo conseguido y marcarse nuevas metas, aunque hay que tener los pies en la tierra y saber que no siempre será así. Sin embargo nos queda una cosa por pedir, y es que la sequía de un título en mini dura desde la temporada 2002-03, y aunque ha habido varios tiros al aro, nos falta repetir esa canasta ganadora. ¿Llegará esta temporada?

10.º Estudiantes

Que un club como Estudiantes se “pringue” y tenga equipos de mini tiene que ser todo un orgullo y una satisfacción. En primer lugar para el propio baloncesto, deporte al que dignifican con su sola presencia, y en segundo lugar para todos los niños que alguna vez en su carrera deportiva pisarán las canchas del Ramiro, todo un pozo de sapiencia baloncestística.

Si sus equipos son más o menos competitivos no parece importarles mucho a los dirigentes estudiantiles, pues saben que su verdadera labor de captación comienza a partir de infantiles. Que luego en ACB solo haya un Fernández, y el resto se llamen Clark, Granger, Nogueiras, etc. es otra historia.

10.º bis – Maravillas

Un club de los llamados regulares, y que siempre tiene equipos que luchan por estar entre los mejores. No tienen la consistencia y la regularidad de hace una década o algo más, en la que eran asiduos de las finales, pero siempre serán uno de los referentes del mini madrileño. No lo olvidemos: son La Salle Maravillas.

Las Rozas

Club joven en esto del mini (no hay más que ver la gráfica), pero que resaltamos por su rendimiento la pasada temporada (6 equipos entre las 8 categorías, y campeones en alevín femenino de 2.º año), y por lo que apunta de la actual. El gráfico lo dice casi todo, y salvo que las cosas cambien mucho puede convertirse, o incluso superar, lo que ha estado haciendo todos estos años pasados Torrelodones.

Consideraciones finales

Independientemente de que los análisis sean más o menos acertados, está claro que algo se está moviendo en el baloncesto de base madrileño, pues ya la última temporada han surgido dos campeones inéditos como es el caso de Tres Cantos y Las Rozas, lo que indica el empeño que hay por trabajar desde las edades más tempranas en diferentes zonas de la Comunidad.

Y ese aspecto no solo se refleja en títulos, y sí en la presencia en las fases decisivas de clubes que tradicionalmente no habían hecho mucho hincapié en el mini, como son los casos de Rivas (una potencia emergente en el mini) o Fuenlabrada.

Bienvenidos.

commentsComentarios desactivados en “Una temporada para dejar de soñar”, por Antonio Suárez | moreLeer mas »

“Un vistazo al mini madrileño”, por Antonio Suárez

datePublicado el 13th agosto, 2012 por admin

Hace 8 años, ¡cómo pasa el tiempo!, y guiado por la curiosidad, quise saber el puesto exacto que ocuparía nuestro club en una hipotética clasificación del minibasket madrileño en la recién terminada temporada 2003-04. El resultado, que se puede ver en el siguiente enlace (ver artículo), me permitió sugerir que el CBJA iba en una buena línea y progresando, sin prisa pero sin pausa. Y aunque la reflexión podría haber sido algo parecido a: somos menos torpes que otros, es preferible pensar siempre en positivo, y quedarse con la primera idea.

El análisis que, como el actual, no pretendía ser exhaustivo ni entrar en muchas profundidades, tenía carencias porque nunca se sabe si se progresa progresa poco, mucho o hay un estancamiento, ya que no hay una vara para medir el nivel real del baloncesto madrileño. Algunos pueden decir que sí, pues para eso ya están los campeonatos de España, pero el resultado que consigan ese año las dos selecciones que nos representan no pueden ser muy extrapolables de una situación general, pues en un campeonato hay muchos factores que nos hacer ver la realidad de una forma distorsionada, ya que influyen: criterios del seleccionador, una correcta o incorrecta selección, armonía en el grupo, suerte en momentos puntuales, que la generación sea mejor o peor que otros años, que las otras comunidades sean en ese momento mejores que la nuestra… En definitiva, una buena cantidad de variables que en un momento determinado marcan la fina línea que diferencia el éxito del fracaso. Y aunque casi siempre vemos que entre Cataluña, Madrid y Andalucía suelen coparse los puestos de honor, también hay un factor demográfico que permite extraer entre la cantidad la calidad, y por eso cuesta trabajo saber si se va en la buena dirección.

En estos días tan “olímpicos” se ha estado debatiendo si el actual team de Estados Unidos (me resisto a ponerle el “dream“) era mejor que el Dream Team del 92, y aunque casi todos los que vimos jugar al equipo de Jordan, Bird, Magic, Barkley,… lo tenemos claro, siempre quedará la duda. En primer lugar porque aquellos “dioses” de Barcelona’92 apenas tuvieron otros rivales que no fueran ellos mismos y, por otra parte, la gran evolución que ha tenido el baloncesto ha permitido que alrededor del 25% de los jugadores de la actual NBA hayan nacido fuera de los Estados Unidos, siendo algunos de ellos muy habituales en el All-Star o referentes de sus equipos. Y éste, aunque sea otro tema, nos sirve para comprobar lo difícil que es medir la evolución en baloncesto, pues no se mejoran tiempos, ni se sobrepasan barreras, siendo la única forma de evaluación la comparación con el rival. En 2004 elegí un sistema de “medición” y, hoy por hoy, me sigue pareciendo el más válido, por lo que he decidido mantenerlo.

¿Cómo se puntúa?

El número de equipos en cada categoría es diferente, por lo que hay que buscar una forma de equilibrar las puntuaciones. No es lo mismo ser el 26.º en Alevín masculino de 2.º año (un puesto más que digno al ser 70 equipos), que ser el 26.º, y por tanto último, en Benjamín masculino de 1.er año. Para ello se toma como referencia la categoría, tanto masculina como femenina, en la que más equipos han participado. En ambos casos ha sido Alevín de 2.º año (niños y niñas nacidos, mayoritariamente, en el año 2000).

Por lo tanto cada equipo de esa categoría ha conseguido tantos puntos como puesto ha ocupado. En Alevín masculino de 2.º año Alcobendas obtendría 1 punto, al ser el campeón; La Paz C.D.-Parla 15; Pinto 30; C.D.V. 45… y así hasta los 70 que se le conceden al último. En Alevín femenino de 2.º año Las Rozas obtendría 1 punto; San Agustín Madrid 15; Salesianos Soto Piratas 30… y se continuaría de la misma forma hasta los 49 del último clasificado.

Teniendo en cuenta estos factores, entiendo que la forma de equilibrar la puntuación es la siguiente:

En masculino:

  • Cada puesto de Benjamín de 1.er año (2003) se multiplica por 2,69 (incluido el 1.º).
  • Cada puesto de Benjamín de 2.º año (2002) se multiplica por 1,46 (incluido el 1.º).
  • Cada puesto de Alevín de 1. er año (2001) se multiplica por 1,35 (incluido el 1.º).
  • En Alevín de 2.º año (2000) simplemente se suma el puesto obtenido.

En femenino:

  • Cada puesto de Benjamín de 1. er año (2003) se multiplica por 2,04 (incluido el 1.º).
  • Cada puesto de Benjamín de 2.º año (2002) se multiplica por 1,48 (incluido el 1.º).
  • Cada puesto de Alevín de 1. er año (2001) se multiplica por 1,09 (incluido el 1.º).
  • En Alevín de 2.º año (2000) se suma el puesto obtenido.

Además, hay clubes que no han sacado equipos en todas las categorías, por lo que en las que carezcan de representación he decido otorgarles 71 puntos si es un grupo masculino, y 50 si es femenino.

Por último, y teniendo en cuenta estos factores sólo se cuentan clubes/colegios que hayan tenido representación al menos en tres de las cuatro categorías, por lo que aquellos que por diversos motivos no comienzan su participación hasta alevines, incluso obteniendo buenos resultados, no están incluidos: Baloncesto Torrejón, Baloncesto San Fernando, Alcorcón, Covibar Rivas, Fuenlabrada…

Clasificación

Salvo error u omisión, sería la siguiente:

MASCULINO (196 equipos)

CLUB

2000

2001

2002

2003

TOTAL

1

BRAINS

7

5,4

30,66

2,69

45,75

2

JUAN DE AUSTRIA

2

17,55

5,84

24,21

49,6

3

DISTRITO OLÍMPICO

4

20,25

1,46

26,9

52,61

4

SAN VIATOR

19

8,1

7,3

32,28

66,68

5

COSLADA C.B.

8

25,65

11,68

29,59

74,92

6

ESTUDIO

12

6,75

18,48

40,35

77,58

7

SALESIANOS SOTO PIRATAS

6

31,05

33,58

8,07

78,7

8

ESPACIO TORRELODONES

5

10,8

10,22

53,8

79,82

9

ASEFA ESTUDIANTES

9

14,85

8,76

51,11

83,72

10

LAS ROZAS C.B.

11

13,5

37,96

21,52

83,98

11

FUNDAL ALCOBENDAS

1

4,05

13,14

71

89,19

12

MARAVILLAS

18

24,3

4,38

45,73

92,41

13

BALONCESTO ARISTOS

25

56,7

17,52

16,14

115,36

14

SAN AGUSTÍN MADRID

26

47,25

23,36

18,83

115,44

15

COLEGIO EL PRADO

3

71

20,44

34,97

129,41

16

TRES CANTOS

21

1,35

42,34

71

135,69

17

SAN JOSÉ DEL PARQUE

17

27

32,12

71

147,12

18

HERCESA C.D.

38

71

24,82

13,45

147,27

19

AGUSTINIANO

24

54

71

5,38

154,38

20

CORAZONISTAS

71

16,2

26,28

43,04

156,52

21

PILARISTAS

36

21,6

29,2

71

157,8

22

A.D.C. JOYFE

40

36,45

16,06

71

163,51

23

CALDEIRO

14

71

45,26

37,66

167,92

24

BODYBELL ARGANDA

29

51,3

21,9

71

173,2

25

MENESIANO

52

48,6

27,74

48,42

176,76

26

VIRGEN DE ATOCHA

31

58,05

51,1

71

211,15

27

VILLALBA U.B.

46

29,7

65,7

71

212,4

28

BUEN CONSEJO

41

67,5

49,64

67,25

225,39

29

BALONCESTO GETAFE

47

55,35

58,4

71

231,75

30

LA TORRE SAN MIGUEL

53

71

59,86

64,56

248,42

 

FEMENINO (151 equipos)

CLUB

2000

2001

2002

2003

TOTAL

1

BRAINS

5

1,09

5,92

2,04

14,05

2

ESPACIO TORRELODONES

4

6,54

1,48

6,12

18,14

3

CORAZONISTAS

14

3,27

7,4

4,08

28,75

4

LAS ROZAS C.B.

1

8,72

19,24

10,2

39,16

5

MENESIANO

16

14,17

16,28

8,16

54,61

6

ALAMEDA DE OSUNA

19

4,36

4,44

28,56

56,36

7

AGUSTINIANO

18

9,81

8,88

26,52

63,21

8

JUAN DE AUSTRIA

12

15,26

22,2

18,36

67,82

9

FEMENINO ALCORCÓN

8

33,79

11,84

20,4

74,03

10

BUEN CONSEJO

27

19,62

13,32

14,28

74,22

11

DISTRITO OLÍMPICO

13

50

2,96

12,24

78,2

12

VALDELUZ

2

13,08

17,76

48,96

81,8

13

SAN AGUSTÍN MADRID

15

17,44

31,08

24,48

88

14

ASEFA ESTUDIANTES

3

5,45

41,44

50

99,89

15

ESTUDIO

6

11,99

50

42,84

110,83

16

SALESIANOS SOTO PIRATAS

30

18,53

50

22,44

120,97

17

VIRGEN DE ATOCHA

20

26,16

25,16

50

121,32

18

PILARISTAS

17

46,87

28,12

40,8

132,79

19

PUREZA DE MARÍA

29

23,98

35,52

50

138,5

20

LA TORRE SAN MIGUEL

22

45,78

37

46,92

151,7

21

LICEO FRANCÉS

43

29,43

50

38,76

161,19

22

MARAVILLAS

50

34,88

39,96

36,72

161,56

 

CLASIFICACIÓN CONJUNTA

CLUB

MASC.

FEM.

TOTAL

1

BRAINS

45,75

14,05

59,8

2

ESPACIO TORRELODONES

79,82

18,14

97,96

3

JUAN DE AUSTRIA

49,6

67,82

117,42

4

LAS ROZAS C.B.

83,98

39,16

123,14

5

DISTRITO OLÍMPICO

52,61

78,2

130,81

6

ASEFA ESTUDIANTES

83,72

99,89

183,61

7

CORAZONISTAS

156,52

28,75

185,27

8

ESTUDIO

77,58

110,83

188,41

9

SALESIANOS SOTO PIRATAS

78,7

120,97

199,67

10

SAN AGUSTÍN MADRID

115,44

88

203,44

11

AGUSTINIANO

154,38

63,21

217,59

12

MENESIANO

176,76

54,61

231,37

13

MARAVILLAS

92,41

161,56

253,97

14

PILARISTAS

157,8

132,79

290,59

15

BUEN CONSEJO

225,39

74,22

299,61

16

VIRGEN DE ATOCHA

211,15

121,32

332,47

17

LA TORRE SAN MIGUEL

248,42

151,7

400,12

Algunas conclusiones generales: 

1.- El número de equipos masculinos se ha incrementado en estos años en casi un 25%, aunque el crecimiento más significativo ha sido entre los femeninos, que han aumentado en más de un 42%, lo que es síntoma del progresivo acercamiento de las mujeres al deporte, y en este caso al baloncesto.

2.- En 2004 había 15 clubes que conseguían puntuar en categoría masculina (al tener equipos al menos en tres de las cuatro categorías). Ahora, en 2012, ya son 30: un 100% más. En féminas también hay un avance significativo, pues pasamos de 13 a 22 (+ 69%). Estas cifras nos invitan a pensar que hay preocupación y empeño por estar representados desde las primeras edades, abandonando algunos clubes las competiciones locales o intercolegiales, pues han comprobado que las de la FBM tienen un mayor nivel y, a la larga, es beneficioso para sus jugadores.

3.- Si tenemos en cuenta una clasificación conjunta, en 2004 puntuaban 8 clubes (por este orden): Brains, Estudio, Menesiano, Alcalá (Hercesa), Corazonistas, Majadahonda, Juan de Austria y Liceo Francés. La noticia de 2012 es que ahora ya son 17 (más del doble), buena muestra de lo mencionado en el punto anterior.

Por clubes:

1.- Brains sigue siendo el principal referente del mini madrileño, obteniendo el primer puesto tanto en la categoría masculina como femenina. Han conseguido 3 de los 8 títulos posibles, y salvo un pequeño desliz en benjamín masculino de 2.º año (21.º puesto), en las otras categorías han sido: 1.º, 1º. 4.º, 1.º, 4.º, 5.º y 7.º. Fantástica la temporada del club de Arturo Soria y La Moraleja.

2.- Torrelodones es un club que ha subido como la espuma, pues en 2004 no aparecía en ninguna de las clasificaciones. La llegada de técnicos balcánicos, el cambio de la estructura del club, y la entrada del dinero suficiente para poder mantener todo eso ha supuesto que en pocos años pasaran de la nada a ser los dominadores de las competiciones de mini en Madrid. En las dos últimas temporadas han bajado un poco, sobre todo en categoría masculina, en las que su dominio llegó a ser insultante, pues incluso sacaban equipos de primer año en la competición de segundo, y obtenían excelentes resultados. Será interesante ver cómo progresa este club si los patrocinadores o el apoyo municipal decaen un poco, y no tenemos que hablar de que todo se derrumba como un castillo de naipes, como en su día sucedió con Majadahonda.

3.- Juan de Austria. No es bueno mirarse mucho el ombligo porque, de otro modo, terminas pensando que es muy bonito pues es el único que ves, ya que no te fijas en otros. Nuestro club ha progresado mucho en los últimos años, mejorando la infraestructura técnica y el seguimiento de todos los equipos, con una mayor coordinación. También se han ampliado fronteras hacia otros centros educativos de la ciudad que han solicitado nuestros servicios y, por lo tanto, al aumentar el número de jugadores y la cantidad de equipos, resulta más factible obtener buenos resultados. Sin el trabajo de captación de escuelas casi todo lo demás sería imposible, pues los equipos se pueden ir renovando en el momento en el que, por cualquier motivo, algún jugador lo deja. Pese a todo, cuesta mucho trabajo sacar equipos en todas las categorías del minibásquet, y solo los que estamos dentro sabemos el ímprobo esfuerzo que supone en un determinado momento conseguir juntar 9 fichas. Si a ese trabajo de captación le añadimos, después, el que nuestros técnicos de mini tengan cada vez más nivel y experiencia, los resultados terminan por llegar, aunque a veces tengamos unas temporadas manifiestamente mejorables.

4.- Las Rozas es otro de los clubes que ha progresado mucho en categorías inferiores en las últimas temporadas, aunque es un caso diferente de sus vecinos de Torrelodones, pues allí ya existía una cierta infraestructura, aunque se primaban más bien categorías de baloncesto que de minibásquet. Van claramente para arriba, sobre todo en categorías femeninas.

5.- Distrito Olímpico ha tenido temporadas mejores que la última, pero a pesar de todo sigue siendo un club a tener muy en cuenta en categorías inferiores. Posteriormente, cuando entran en liza los fichajes para categoría infantil o cadete, su nivel baja un poco, pero el trabajo de formación ahí está, siendo una más que interesante opción para jugar al baloncesto en Madrid, distinta a los clubes de colegio. Su clasificación en el 5.º puesto de la general se ve muy lastrado por la ausencia de un equipo en categoría alevín femenino de primer año. A poco que el nivel de ese grupo hubiera sido mediano, su puesto real hubiera sido el 2.º, detrás de Brains.

6.- Estudiantes ha decidido ampliar su cantera, ir sacando equipos de mini, y así tener grupos ya formados cuando realmente comienzan a preocuparse por la cantera, que es a partir de infantiles. No tienen problemas ni complejos a la hora de desmantelar equipos, y en un infantil o un cadete puede haber muchos cambios de jugadores de una temporada a otra. Sin embargo, Estudiantes siempre ha sido y seguirá siendo un referente en la Comunidad de Madrid, gracias al generalmente buen trabajo de sus técnicos y ojeadores, de ahí la buena cantidad de hombres y mujeres que han finalizado su formación en las filas del club de la calle Serrano, y que ahora juegan en ACB o Liga Femenina. Aunque el mini para ellos no sea lo realmente importante, siempre es de agradecer que un club de su categoría esté ya participando desde las más tempranas edades de nuestro deporte, pues así muchos niños conocen desde muy pequeños uno de los santuarios del baloncesto madrileño: el colegio e instituto Ramiro de Maeztu.

7.- Corazonistas tiene dos caras bien diferentes: masculino y femenino. En el primer sector suponemos que se notará la competencia con otros deportes (eso le pasaba hace años), e incluso no consiguen sacar equipo en alevín de 2.º año. En chicas, sin embargo, el baloncesto sigue siendo el deporte rey, y obtienen un excelente 3.er lugar, siendo su peor puesto el 14.º de alevín 2000. Por lo visto, todo lo que decíamos del club en 2004 sigue siendo válido: “Corazonistas es un club con una seria competencia interna con el fútbol y el balonmano en chicos, lo que se nota en resultados, algo que no sucede en femenino, siendo el baloncesto el deporte rey, por lo que se pueden llevar a las mejores chicas, y ahí es donde destacan…”

8.- Estudio es una de las decepciones de las últimas temporadas, pues ha perdido un tanto aquel espíritu aguerrido que siempre caracterizaba a sus equipos, y que les hacía salir victoriosos de muchos de sus partidos. Lo que para muchos clubes sería un éxito finalizar en el 7.º puesto de la clasificación general, no lo puede ser para el club de Aravaca, que junto a Brains siempre han sido un ejemplo a seguir en el trabajo de las categorías de iniciación del baloncesto. El 6.º puesto en categoría masculina se ve totalmente oscurecido por el 15.º en femenina, dándose un caso sorprendente pues no sacaron equipo en benjamín femenino de 2.º año, lo que les penaliza a la hora de puntuar. Sería deseable que ese heterodoxo estilo del Estudio a la hora de competir, volviera por sus fueros. Sin duda sería una buena noticia para el baloncesto madrileño.

9.- Salesianos Soto Piratas es otra de las novedades que se han producido en los últimos años. Soto del Real era una localidad que estaba un tanto alejada de nuestro deporte, el considerable crecimiento demográfico del último decenio, así como el buen trabajo que se está haciendo desde el club, les ha llevado a encaramarse a un interesante 9.º puesto en la general, gracias, sobre todo, a su cantera masculina, pues en chicas les penaliza mucho el no haber sacado equipo en una de las categorías.

10.- San Agustín es un clásico, pero venido a menos. Ya en 2004 había dejado de ser una de las canteras por excelencia del baloncesto madrileño, como lo fue en los 70 y los 80, y en la actualidad obtiene un discreto 10.º puesto en la general gracias a que ha sacado equipos en todas las categorías, pues en masculino han sido 14.º y en femenino 13.º. Decididamente San Agustín ya no es lo que era.

11.- Agustiniano obtiene el 11.º puesto de la general, basado sobre todo en sus categorías femeninas, en las que obtienen el 7.º puesto. En masculino un discretísimo 19.º lugar, debido, en parte, a la penalización que les supone no sacar equipo en una de las categorías. Sin embargo, consigue algo que no hizo en 2004 y es puntuar tanto en chicos como en chicas, algo que era sorprendente para un club con las instalaciones y el material humano del que disponen los del barrio de La Estrella.

12.- Menesiano ha sufrido un significativo descenso. De ser el 3.º clasificado en 2004 (5.º en chicos y 3.º en chicas), ha pasado al 10.º puesto. Su cantera masculina ocupa un mediocre 25.º puesto, y aunque hay un mejor papel de la femenina (5.º), nos hace presuponer que el baloncesto no pasa por sus mejores momentos en el club del Parque de las Avenidas. Ignoro cómo le va a las otras secciones deportivas que tenían solera, como el balonmano, pero, desde luego, la de baloncesto está de capa caída.

13.- La Salle Maravillas supone una de las decepciones al hacer esta clasificación. Ignoro lo que ha pasado en el club, pero no es normal que aquellos equipos tan bien trabajados de hace años, han dado paso a unos resultados poco acordes con lo que siempre ha significado el club en el baloncesto madrileño. Que en categoría masculina, generalmente su fuerte, consiga los puestos 17.º, 3.º, 18.º y 18.º, es decir, solo un equipo entre los 5 primeros clasificados, es algo anómalo y de lo que a buen seguro habrán tomado nota sus dirigentes.

14, 15 y 16.- Pilaristas, Buen Consejo y Virgen de Atocha tienen una marcha similar. Consiguen puntuar en la general gracias a tener equipos en 7 de las 8 categorías el primero, en todas el segundo y en tres de masculino y 3 de femenino el tercero. No obtienen grandes resultados, pero es de alabar que los clubes se esfuercen por ofertar el baloncesto a todo tipo de edades, ya que sabemos lo complicado que resulta muchas veces “convencer” a 9 jugadores y, sobre todo, a sus padres para que realicen dos o tres entrenamientos semanales y, además, pierdan muchas mañanas de sábado que, de otro modo, podrían dedicar a otras cosas.

17.- La Torre San Miguel parece haberse estancado. Si en 2004 valorábamos positivamente que consiguiera puntuar en categoría femenina, ahora debemos hacer lo mismo ampliada a la masculina, pues saca 7 sobre 8 equipos posibles (falla en alevín 01 masculino), pero sus resultados son más bien mediocres. Desconocemos el “material” humano con el que trabajan, así como su grado de compromiso. También ignoramos la infraestructura técnica del club, pero resulta una decepción que en todos estos años siga ocupando los puestos traseros de la clasificación y no se aprecien avances significativos. De todos modos suponemos que, debido al barrio en el que están, sufrirán habitualmente una fuga de talentos, y así es muy difícil crecer.

Otras consideraciones:

1.- Coslada: Siempre bien en categoría masculina ya que, además, saca equipos en todas las categorías, sorprende que no lo haga en la femenina. Algo que, sin embargo, se vuelve a repetir en categoría superiores.

2.- Fundal Alcobendas: Seguramente, si hubiera sacado equipo en benjamín masculino de primer año, habría sido el gran vencedor en categoría masculina, pues en las tres categorías que sí lo ha hecho ha sido 9.º, 3.º y 1.º. Su talón de Aquiles está en la categoría femenina, pues solo ha sacado equipos en alevín (¿es algo premeditado?), hecho que, unido al fallo en masculino, le impide estar peleando por el primer puesto global con Brains.

3.- Luego hay un grupo de clubes que consigue obtener buenos resultados en masculino, algunos de ellos con una cierta tradición pero otros relativamente nuevos, como es el caso de Aristos, El Prado o Tres Cantos. Otros son el producto de fusiones o desapariciones para dejar el paso a un solo club: Arganda y Villalba. A todos les falla el sector femenino, salvo a El Prado que, a no ser que haya cambiado la política educativa del centro, solo escolariza a niños.

4.- San José del Parque (Maristas Madrid): Un club similar en otros tiempos a La Salle Maravillas, y que siempre destacó más en masculino que femenino, ahora se hunde en la mediocridad, pues así hay que catalogar su 17.º puesto en chicos y su ya habitual desaparición en chicas.

5.- Hercesa: Claro descenso en masculino, pues ocupa el 18.º puesto, agravado por algo poco habitual en el club alcalaíno, que es el no sacar equipo en una de las categorías (alevín masculino de primer año). Sin embargo, lo que más sorprende es su ausencia de puntuación en categoría femenina, lo que siempre fue su fuerte, pues solo ha tenido equipos en los grupos de 2.º año. ¿A qué es debido este bajón tan significativo? Posiblemente a varios factores, pero es evidente el daño que al club le produjo la marcha de algunos entrenadores con mucha experiencia en el baloncesto madrileño, añadido a la fuga de un importante número de jugadores que les acompañaron, podemos tener una de las causas. Pero hay más, como la progresión de clubes que son una alternativa real al otrora todopoderoso Cajamadrid-Juventud Alcalá-Baloncesto Alcalá-Hercesa, como es el caso de Lope de Vega y nuestro CBJA, y también habría algunas causas más que o bien preferimos obviar o, simplemente, se nos escapan.

6.- A.D.C. Joyfe: Es un club que podríamos catalogar de ciclotímico, pues desde hace años alterna grupos excelentes con desapariciones casi por completo. Al menos ahora saca equipos en 3 de las 4 categorías masculinas, pero solo en 1 de las femeninas, en un club que hace años tuvo algún excelente equipo alevín femenino. Sin embargo, el fuerte de Joyfe viene más arriba, sobre todo a partir de la categoría cadete, o su sólida presencia en Nacional masculina.

7.- Caldeiro: Ha pasado por mejores momentos que el actual, pues ha tenido equipos muy competitivos, aunque luego sufría el desmantelamiento al llegar a infantiles, pues estar en Madrid supone que los clubes fuertes se llevaran a sus mejores promesas. Ahora lleva unos años un tanto estancado, aunque de vez en cuando sacan una buena generación que les reporta alguna alegría. ¿Escolarizan chicas? Es que no me viene ahora a la memoria ningún equipo femenino de Caldeiro.

8.-Luego hay un numeroso grupo de clubes de ciudades que no comienzan su participación en las competiciones de la FBM hasta alevines, por lo que no pueden entrar en clasificaciones globales, y solo Getafe lo hace parcialmente en masculino (le falta un equipo). Con ello nos referimos a Móstoles, Leganés, Alcorcón (masculino), Rivas (aunque ya comienza a tener algún benjamín femenino), Parla (La Paz), San Sebastián de los Reyes (Zona Press), San Fernando o Colmenar Viejo (solo masculino). No sé cómo funcionan las cosas en allí, ni si hay una liga escolar de mini interesante, ni la estructura deportiva que han conformado los ayuntamientos, por lo que hacer valoraciones en uno u otro sentido, y viendo solo resultados resultaría un tanto gratuito. Sin embargo, sorprenden otros casos como son Fuenlabrada y Torrejón, con buenos o incluso excelentes equipos en canasta grandes (en muchos casos producto de fichajes), y que no parecen cuidar el mini, y sí aprovecharse del trabajo de otros.

9.- Femenino Alcorcón: Por lo que sé es un club diferente, aunque paralelo al masculino, y además tiene una buena tradición, sacando habitualmente equipos competitivos y de cierto nivel, por lo que siempre suele estar en los puestos de cabeza.

10.- Alameda de Osuna: Es una de los novedades positivas de la lista, pues ha crecido muy rápidamente en los últimos años, hasta el punto de ser uno de los clubes más brillantes de la categoría femenina (6.º puesto). Si las cosas no se tuercen será un top 3 en los próximos años.

11.- Valdeluz: Era un club que en 2004 apuntaba alto, y del que se esperaba una progresión mayor de la que al final ha tenido. Es cierto que dentro hay competencia con otros deportes, de ahí su casi inexistencia en el mini masculino, lo que oscurece un tanto la labor en chicas que ha tenido algunos buenos resultados, sobre todo su 2.º puesto en alevín de 2.º año.

12.- Pureza de María y Liceo Francés siguen en una línea similar a la de años anteriores. Sacan equipos, pero suelen ser poco competitivos. En el primer caso por las limitaciones propias del colegio, y en el segundo por la competencia con otros deportes que, sobre todo en chicos, son más importantes en el club.

13.- Majadahonda: Casi desaparición de un club que en tiempos del “famoso” Ricardo parecía que iba a ser uno de los cocos del baloncesto madrileño. Ahora, en parte por la desaparición de la estructura de técnicos que tenían en 2004 y, también, por la aparición de dos conjuntos fuertes en la zona como son Torrelodones y Las Rozas, su presencia en minibásquet ha pasado a ser testimonial, pues el club majariego solo ha sacado un equipo entre ocho posibles. Decididamente de capa caída.

14.- Cabrini: Nunca fue un club puntero, pero sí tenía una presencia fija en todas las categorías, y a veces conseguían tener equipos competitivos. Tener 3 equipos sobre 8 posibles es un pobre bagaje para ellos.

15.- Jesús María: Por más que le he dado vueltas a la clasificación no he conseguido ver ningún equipo en minibásquet. Ignoro, pues no lo he mirado si tienen baloncesto en otras categorías, pero sorprende mucho que un colegio que siempre tuvo representación ahora haya desaparecido del todo. ¿Qué ha pasado? Lo ignoro.

Evidentemente, como en todo análisis del que a veces se carecen de datos, puede haber errores o inexactitudes, pero sí se podría concluir que el minibásquet madrileño goza de buena salud en cantidad de efectivos, y ese es un buen paso para, de ahí, sacar la calidad. Que luego eso se refleje en los campeonatos de España es otro cantar, pues, como decíamos al principio, depende de muchos factores que ya no son achacables a unos clubes que bastante tienen con intentar sacar equipos y más equipos con unos recursos técnicos, humanos y económicos, salvo excepciones muy contadas, más bien escasos.

No conozco el funcionamiento de otros clubes, pero que en el nuestro se consiga tener representación en todas las categorías del baloncesto de base excepto en una (júnior femenino) es, cuanto menos, un milagro, y más sabiendo las escasísimas limitaciones presupuestarias que tenemos. Eso sí, en ilusión pocos nos ganan. Seguro.

commentsComentarios desactivados en “Un vistazo al mini madrileño”, por Antonio Suárez | moreLeer mas »

Vengo observando, normalmente con preocupación y a veces con irritación, como no se presta la debida atención a uno de los aspectos fundamentales del baloncesto: el tiro a canasta.

Nos pasamos horas y horas haciendo ejercicios de entradas, de bote, de pase, el fundamental pasar y cortar; trabajamos las fintas, la velocidad, la coordinación, la condición física en general y, por supuesto, los diversos tiros a canasta, ya sea en estático o en movimiento.

Sin embargo, parecer ser que nos conformamos con que los niños tiren y, si hay suerte, consigan encestar. Si el objetivo es ganar, parece ser que nos da igual la forma en la que se consiga, a costa de no mejorar los fundamentos individuales (que pasan a un segundo plano) y sí primar los colectivos.

Como profesor de Educación Física, y amante del baloncesto, tengo más dificultades en enseñar a un niño que ya juega al baloncesto que a otro que, siendo mínimamente coordinado, no ha jugado de forma organizada en su vida. Los primeros repiten insistentemente errores, tics aprendidos y no corregidos, agarrados cual lapas a su ego baloncestístico, creyendo muy erróneamente que ya lo saben todo (incluso imberbes alevines), y solo porque son globalmente mejores que el resto de sus compañeros. Sin embargo, los segundos, los que están teniendo los primeros contactos un tanto reglados con nuestro deporte, son esponjas que absorben con prontitud las indicaciones del maestro, y con unas cuantas explicaciones tienden a ejecutar de forma correcta lo enseñado y, así, dar el primer y decisivo paso para obtener visibles resultados y avances significativamente más rápidos que aquellos que practican el baloncesto hasta cuatro veces por semana.

Modificar una mecánica de tiro lleva relativamente poco tiempo cuando el niño está aprendiendo a jugar. Si su experiencia es ya de algunos años, resulta más complicado, pero en unos meses es una cuestión resuelta. Pero cuando observo a jugadores de categoría infantil, cadete, júnior o incluso sénior, tiendo a preguntarme quién o quiénes han sido sus entrenadores, y por qué no han invertido una temporada en trabajar un aspecto esencial para el futuro, y así no limitar la progresión de un jugador en un aspecto tan fundamental del juego.

Hay que insistir todos los días en la correcta ejecución de los movimientos, luego, los resultados traducidos en la mejora de los porcentajes llegarán por sí solos. Es, simplemente, una cuestión de tiempo.

Quiero creer, bueno… necesito creer, que todos los entrenadores saben cómo debe ser una correcta, una ortodoxa mecánica de tiro. Y, por supuesto, que ya les duele el paladar de tanto repetirlo en los entrenamientos. Sin embargo, aplicando el viejo refrán de “más sabe el diablo por viejo, que por diablo”, me permito recordar una serie de aspectos básicos.

  • Un buen resultado final en un lanzamiento a canasta comienza por una buena posición de los pies. Sí: de los pies. Por lo tanto, el tiro no es solo una cuestión de brazo y mano, ya que comienza en los dedos de los pies, recorre cual corriente eléctrica todo el cuerpo, y finaliza en los dedos anular, corazón e índice de la mano (casi siempre la dominante).
  • Podría extenderme en comentar lo necesario que es una buena separación de pies, pues permite un correcto equilibrio y una base de sustentación idónea. También en la importancia de mantener el tronco erguido, que la posición de los brazos permita una perfecta visión de la canasta y que con el brazo construyamos una  especie de “C” (ver imagen de Carlos Cazorla).
  • Y, por supuesto, que hagamos una correcta flexión de piernas que nos ayude a ejecutar con la fuerza suficiente el movimiento, que el brazo de tiro quede totalmente extendido, al tiempo que con la muñeca se le da el efecto adecuado al balón, finalizando con los dedos mirando al aro (ver imagen de Yao Ming),… y bla, bla, bla.

Pero de todo esto ya hay mucha bibliografía, y es fácil encontrarlo en Internet, como la siempre interesante sitio que mantiene el ya veterano Tarso, que lleva años insistiendo desde su web en la correcta ejecución de los movimientos. Aquí dejo el enlace para que los que tengan dudas refresquen conceptos.

http://www.ctv.es/USERS/tarso/Curso05.html

Además, entrenar el tiro es una experiencia gratificante, porque implica tener un balón en las manos, y marcarse el objetivo placentero/frustrante de encestar, que suele ser lo que más gusta a los practicantes de nuestro deporte.

Luego, el entrenador ya le explicará al jugador lo que es una buena “selección”, o el jugador, si es inteligente, se dará cuenta de cuándo debe tirar, cuál es el momento oportuno para intentarlo, pero para llegar a ese momento antes hay que saber cómo hacerlo correctamente.

Para finalizar, dejo un par de un par de ejemplos del gran Michael Jordan, que consigue la canasta ganadora en la final de la NBA de 1998 ante los Utah Jazz (su sexto anillo), utilizando una mecánica perfecta, pudiéndose apreciar como una vez efectuado el lanzamiento, aún se queda unos instantes con el brazo “ejecutor” elevado.

http://www.youtube.com/watch?v=vdPQ3QxDZ1s

http://www.youtube.com/watch?v=iZlIE0cexwM

commentsComentarios desactivados en “La correcta mecánica de tiro: una asignatura pendiente”, por Antonio Suárez | moreLeer mas »

“La lectura comprensiva: un mal endémico”, por Antonio Suárez

datePublicado el 12th mayo, 2010 por admin

El jueves día 6 de mayo, Diario de Alcalá publicaba una entrevista con nuestro entrenador del equipo de 1.ª Nacional masculina.

Juanjo López comenta someramente lo acontecido con el equipo, y lo que a su juicio pueden ser las causas del descenso de categoría. Si analizamos todo lo dicho por él se podría resumir en:

  • El calendario no era favorable.
  • No es fácil fichar a jugadores, porque Alcalá está lejos de Madrid, sobre todo si en vez de cobrar deben pagar.
  • Los problemas internos desestabilizan a los equipos.
  • El sistema de competición no prima la regularidad.
  • El ciclo de nuestro club en Nacional estaba agotado.

Todo eso referido a la situación del equipo. Exclusivamente del equipo.

De esas cinco cuestiones discrepo en tres (1.ª, 4.ª y 5.ª), y estoy totalmente de acuerdo en las dos restantes. Pero eso no es la causa de este comentario.

Más adelante, y sigo desgranando la entrevista a Juanjo, le preguntan si “está bien gestionado el baloncesto a nivel base en Alcalá”, a lo que responde:

  • No. En nuestra ciudad hay cantidad suficiente de jugadores como para sacar calidad.
  • Aunque es difícil fichar jugadores de fuera, también es complicado que se vayan (por las distancias).
  • Los que gestionan las escuelas deportivas sólo piensan en el dinero.

A continuación le preguntan “de quién dependen los entrenadores de las escuelas”, y dice:

  • La adjudicación… la cede el Ayuntamiento a… Hercesa.
  • Hemos tratado de conseguirlas (las escuelas), porque nosotros también somos un club de referencia.
  • Pese a todo ya hemos conseguido montar escuelas en cinco colegios… es un primer paso y con el tiempo se nos valorará.

Por último, le inquieren por el motivo de que esos centros educativos hayan optado por tener escuelas de nuestro club, y no de Hercesa, a lo que responde:

  • Nos lo pidieron directamente los centros.
  • La gestión que… estaban haciendo… no debería estar siendo demasiado buena y recurrieron a nosotros.
  • Es muy complicado que Hercesa cubra tantos colegios, y si los padres no estaban contentos con el trabajo que se estaba realizando nosotros no tenemos problema en echar una mano.

Con posterioridad, el pasado martes día 11, en la sección de Cartas de los lectores del mismo Diario de Alcalá, Roberto España Parrondo, gerente del C.D. Hercesa, envía una misiva que no tiene desperdicio. La resumo.

Según España Parrondo:

  • El “artículo (sic) vertía opiniones interesantes, inciertas, desafortunadas y que pretendían trasladar la responsabilidad del fracaso deportivo y la frustración personal por su gestión como entrenador, a un tercero: C.D. Hercesa”.
  • A continuación dice que es “una táctica… malintencionada”, lo que “termina por desacreditar al Sr. López, si es que le quedaba algo de crédito como técnico deportivo”.
  • Seguidamente dice que Juanjo López “ignora… cómo se articula el deporte en Alcalá y el trabajo que realiza Hercesa en las escuelas que gestiona”.
  • Que están presentes “en 11 centros educativos”, sobre un total “de 30” (sic) que imparten Primaria, “con lo que si fuera por dinero… estaríamos en más”.
  • Finalmente dice que “respetan… los acuerdos del CBJA con instituciones y entidades”; y que “no vamos a permitir que nadie dañe nuestra imagen y nuestro esfuerzo” (el del C.D. Hercesa), recomendándole a Juanjo López “que se dedique a mejorar sus cualidades como entrenador y que resuelva sus problemas en su club, que bastante tiene”.

Bien, pues hasta aquí lo que dice uno, y lo que dice otro.

Y ahora viene lo mío, y que se centra en el gravísimo problema que tiene España (el país, y el gerente) de lectura comprensiva. Desde que se impuso la LOGSE, aunque ya antes, con la fenecida LGE que trajo a España (el país, no el gerente) la EGB, los problemas para entender textos de varias generaciones de ciudadanos han ido en aumento. El caso de España (el gerente, no el país) es paradigmático de la situación.

Independiente de que lo que diga Juanjo López nos guste más o menos, y estemos o no de acuerdo con sus afirmaciones, lo que refleja la deposición de España (otra vez el gerente), es que no es capaz de comprender lo que lee. Mezcla churras y merinas, confunde el culo con las témporas, ve gigantes donde sólo hay molinos, e infiere cosas (pajas mentales dirían otros) que ni por asomo se pueden desprender de lo dicho por nuestro entrenador.

Como España (ya siempre el gerente), le dedica algún consejo a Juanjo López, no me puedo resistir a darle también alguno. Le podría explicar, incluso “en plan Barrio Sésamo”, lo que dice nuestro entrenador, pero supongo que ya es mayorcito (no tengo el gusto / disgusto de conocerle), y que si sus entendederas le dejan por unos minutos libre de prejuicios, podrá volver a leer la mencionada entrevista y, si la LGE o la LOGSE no han causado daños irreparables, podrá llegar a comprender de una forma básica y más cercana a la realidad, lo que en ella realmente se dice.

Si cree España (sí: el gerente), que contestando a aficionados que viven el baloncesto como una pasión, sirve para justificar el latisueldo deportivo que le permite llegar a fin de mes y pagar la hipoteca, es que ha perdido el norte (si alguna vez lo ha tenido), o que tiene mucho tiempo de holganza, o que intenta minimizar sus carencias como gestor utilizando la que él mismo denomina “táctica intencionada”, al poner en marcha el ventilador, y que la mierda nos salpique a todos. El viejo recurso de volver la oración por pasiva es muy manido y, como se puede comprobar, todos sabemos hacerlo.

¿Y para ese tipo de deposiciones se necesitan profesionales en el deporte de base?

Virgencita, virgencita, que me quede como estoy.

commentsComentarios desactivados en “La lectura comprensiva: un mal endémico”, por Antonio Suárez | moreLeer mas »

“¿Baloncesto de formación?”, por Javier Morillo

datePublicado el 10th febrero, 2010 por admin

Cualquiera que lleve cierto tiempo más o menos cerca del mundo del baloncesto habrá podido observar que, a medida que el número de jugadores se va incrementando, las condiciones en las que se desarrolla el juego se van endureciendo. No quiero apuntar a ningún culpable de lo que está sucediendo, porque no creo que ninguno estemos libre de culpa, pero sí me gustaría hacer una pequeña reflexión sobre las posibles causas de lo que sucede y, si es posible, apuntar alguna solución.

Por empezar por algún lado, me gustaría poner las cosas en contexto. No es necesario irse a grandes grupos, ni sacar el problema a niveles a los que no tenemos acceso. Basta con fijarnos en lo que tenemos más cerca, es decir, nuestros equipos y nuestros clubes. Normalmente los niños y niñas se “apuntan” a jugar por alguna de las siguientes razones:

■    Alguien conocido o de la familia lo practica / ha practicado. Esto incluye a amigos o compañeros del colegio. El niño copia el comportamiento.

■    Alguien les ha contado lo divertido y bueno que es practicar deporte, y más aún el baloncesto por los innumerables valores y beneficios que aporta. El niño quiere probarlo.

■    Lo han visto en la tele / publicaciones / anuncios y les ha llamado la atención (les han “vendido el producto”). El niño “compra” el producto.

■    En su zona (donde viven o donde estudian) hay mucha gente que juega a baloncesto y es una forma para ellos de integrarse o, simplemente, de no sentirse apartados. El niño quiere integrarse.

■    Papá y/o mamá les apuntan para que hagan algo después del colegio, evitando así en lo posible las malas compañías. El niño se aleja de las malas influencias y entra en un ambiente más saludable desde el punto de vista del comportamiento.

Aunque hay algunas posibles causas más, ¿cuántas veces averiguamos la motivación del niño para practicar baloncesto? Aunque pueda parecernos una pregunta algo tonta, tiene muchísima importancia porque si desaparece dicha motivación habrá muchas posibilidades de que el niño deje de practicar baloncesto.

Puesto que normalmente cada club mantiene unos determinados valores, la forma de conseguir que los niños no abandonen la práctica de nuestro juego es:

a)   Reforzar los motivos por los que empezó a jugar, si están alineados con los valores del Club.

b)   En caso de que no exista dicha alineación, intentar sustituir las causas originales por otras más factibles de conseguir, pero suficientemente buenas como para que el niño no pierda el interés.

Este planteamiento que estamos desarrollando nos lleva al título del artículo. ¿Realmente estamos formando a los jugadores? ¿Qué sucede cuando la victoria en un partido se antepone a otras cosas que, en principio, eran más importantes? Tengamos en cuenta que, muchas veces, no sólo tenemos que convencer a los jugadores, sino a los propios padres.

Dejarnos llevar por la pasión del juego o la victoria hace que muchas veces perdamos de vista lo que realmente importa, que no es otra cosa que la formación del jugador. Y no me refiero sólo a la formación en baloncesto, sino en aquellos valores que consideramos importantes y que, a veces, dejamos de lado.

Los entrenadores, dentro del trabajo diario, debemos tener en cuenta estos aspectos. Intentemos, cada vez que diseñamos o programamos los entrenamientos, no olvidarnos de este tipo de cosas. Ayudará a que los jugadores se desarrollen más rápido y se diviertan más, y vayan creciendo poco a poco dentro de nuestro mundillo de una forma más controlada. Recordemos que todo se asimila más fácilmente cuando se hace de forma divertida.

Pensemos en la formación dentro del baloncesto. Cuesta muy poco y sus beneficios son enormes. Para los niños y para nosotros mismos.

commentsComentarios desactivados en “¿Baloncesto de formación?”, por Javier Morillo | moreLeer mas »