Presentación
Clasificaciones
Equipos
Historia
Contáctanos

Patrocinadores
Para entrenadores

Enlaces
Foro de discusión
Información útil

Noticias
Horarios
Chico de la semana
Chica de la semana
Artículos

NUESTRA OPINIÓN

- Un vistazo al mini madrileño
- La correcta mecánica de tiro: una asignatura pendiente
- La falta de lectura comprensiva: un mal endémico
- ¿Baloncesto de formación?
- Los sueños, a veces, no sólo son sueños
- La reforma del pabellón deportivo, de ilusión a realidad
- Un espejo en el que mirarse
- Mi idolatrado hijo Sisí
- Las nuevas reglas del baloncesto
- Los tiempos están cambiando
- Mi no comprender
- La NBA cada vez más cerca
- El sorpasso continúa a años luz
- La mano de Pepu
- ¿Están locos estos romanos?
- Viaje a ninguna parte
- No hay mal que por bien no venga
- ¿Por qué no puede crecer el C.B. Juan de Austria? - y 3
- ¿Por qué no puede crecer el C.B. Juan de Austria? - 2
- Cainismos y más
- ¿Por qué no puede crecer el C.B. Juan de Austria? - 1
- Un sistema de competición, cuanto menos,discutible
- A partir de ahora, más de lo mismo
- Pequeño examen del minibásquet madrileño
- Objetivo cumplido, ¿y ahora qué?
- La nueva religión
- La conjura de los necios
- La mejor temporada de nuestra historia
- Crónica de una derrota anunciada
- El mejor diario de Alcalá
- Historia de "una" infamia

La NBA cada vez más cerca

Escrito para www.cbjuandeaustria.com (06-10-2006)

Que un equipo europeo gane a uno de la NBA ya está dejando de ser historia, por lo que la victoria del Barça ante los Sixers no debe extrañarnos, ni aún cuando los americanos estén en la pretemporada.

Maurice Cheeks, entrenador de los de Filadelfia, decía antes del encuentro que no tenía intención de humillar a los de Ivanovic (que además no están en su mejor momento), pero lo que no sabía el bueno de 'Mo' es que la distancia sideral que había en sus tiempos de jugador, de excelente jugador la verdad, ha ido reduciéndose a pasos agigantados, y hoy cualquier equipo de la Euroliga le puede dar una sorpresa a uno de la otrora inalcanzable NBA.

Tampoco debemos perder de vista que los Sixers, quizás, no sean el mejor exponente de la fortaleza de la todavía mejor liga del mundo, pues son un equipo que malamente consigue el acceso a los playoffs, y eso que está en la conferencia más débil, la Este, pese a que tengan allí a los actuales campeones, los Heat, o a los todopoderosos Pistons.

Cuando algunos vimos aquel Este-Oeste de primeros de los ochenta en la televisión y, poco a poco, nos fuimos acercando al basket USA y a los divos de aquella época, cuyas referencias estaban en los Lakers de Magic, los Celtics de Bird, los Pistons de los Bad Boys o los Bulls de Jordan, nunca pensamos que unos pocos años más tarde aquel universo de estrellas estaría tan cercano.

Ha habido múltiples debates sobre si el progreso lo ha hecho el baloncesto europeo, o si el americano se ha estancado, olvidando la creatividad y centrándose en el músculo y la capacidad atlética. Posiblemente haya habido un poco de todo, pero lo que es indudable es que los sucesivos partidos de pretemporada que han ido perdiendo en los últimos años los equipos de la NBA, no han sido flor de un día, ni un momento pasajero de mala forma, comenzando por aquel "robo" que le hicieron al Joventut en un Open McDonalds, y terminando por "lo" del Barça.

La ausencia de un aprendizaje completo de 4 años en la NCAA y el mundo marginal del provienen muchas de las "estrellas" en el high school, así como sus acuciantes necesidades económicas, han sido factores que influyen negativamente en su maduración como deportistas y como personas, y bastantes de las figuras actuales de la NBA han saltado directamente del Instituto a ganar ingentes cantidades de dinero, cuando realmente aún eran simplemente proyectos de grandes jugadores.

Por lo tanto no es de extrañar que cada vez más jugadores que no sean norteamericanos salgan en los primeros puestos del draft, desde Nowitzki (eso que fue sólo el n.º 9) a Bargnani, pasando por Yao Ming, Gasol o Bogut, porque a estas alturas, ni algunos de los más metidos en el mundo del baloncesto saben quien es Kwame Brown o Michael Olowokandi, o alguno más de insignes top ten que aceleraron su paso a la NBA sin apenas pasar por la Universidad y, claro, ¡así les está yendo!

 

© cbjuandeaustria.com, 2002
Optimizada para IE 5.0 y Netscape 4.6
Optimizada para 800x600