Presentación
Clasificaciones
Equipos
Historia
Contáctanos

Patrocinadores
Para entrenadores

Enlaces
Foro de discusión
Información útil

Noticias
Horarios
Chico de la semana
Chica de la semana
Artículos

NUESTRA OPINIÓN

- Un vistazo al mini madrileño
- La correcta mecánica de tiro: una asignatura pendiente
- La falta de lectura comprensiva: un mal endémico
- ¿Baloncesto de formación?
- Los sueños, a veces, no sólo son sueños
- La reforma del pabellón deportivo, de ilusión a realidad
- Un espejo en el que mirarse
- Mi idolatrado hijo Sisí
- Las nuevas reglas del baloncesto
- Los tiempos están cambiando
- Mi no comprender
- La NBA cada vez más cerca
- El sorpasso continúa a años luz
- La mano de Pepu
- ¿Están locos estos romanos?
- Viaje a ninguna parte
- No hay mal que por bien no venga
- ¿Por qué no puede crecer el C.B. Juan de Austria? - y 3
- ¿Por qué no puede crecer el C.B. Juan de Austria? - 2
- Cainismos y más
- ¿Por qué no puede crecer el C.B. Juan de Austria? - 1
- Un sistema de competición, cuanto menos,discutible
- A partir de ahora, más de lo mismo
- Pequeño examen del minibásquet madrileño
- Objetivo cumplido, ¿y ahora qué?
- La nueva religión
- La conjura de los necios
- La mejor temporada de nuestra historia
- Crónica de una derrota anunciada
- El mejor diario de Alcalá
- Historia de "una" infamia

¿Por qué no puede crecer el C.B. Juan de Austria? (y 3)

Escrito para www.cbjuandeaustria.com (24-08-2005)

Aparte de los problemas de instalaciones el CBJA sigue luchando y dándose golpes contra la pared de las subvenciones. Afortunada y sorprendentemente ha sido el equipo de gobierno municipal del Partido Popular el que ha destapado un poco esa "caja de pandora" que han sido hasta hace poco las subvenciones municipales. Durante años y años sólo los clubes con convenio para el desarrollo de las Escuelas Deportivas Municipales han podido beneficiarse de ese suculento manjar, algo que les permitía recibir subvenciones y, a la vez, seguir cobrando a sus jugadores, incluso cantidades que rondan los 125 euros.

¿Cómo es posible eso, si nosotros podemos subsistir con unos 100 euros de media?. Pues la respuesta es muy sencilla: entrenadores y directivos que cobran o, como es nuestro caso, entrenadores y directivos que no cobran. En los clubes con convenio cobra hasta "el del carrito de los helados", y no tienen que preocuparse mucho, pues si hacen una buena gestión (no siempre es así) hay para todos.

La política de subvenciones ha estado dictada siempre por los responsables de la Ciudad Deportiva Municipal, es decir Eduardo Barrera y sus adláteres, con la consiguiente anuencia del político de turno, que decía (siempre off the record) que no podía hacer nada para detener las actuaciones del Director Gerente, concejal de deportes de facto durante muchos años. Ese coto cerrado que han formado la CDM y los clubes con convenio ha comenzado a quebrarse un poco últimamente cuando el nuevo equipo de gobierno ha decidido equilibrar un poco esa situación. Todos los clubes tenemos ahora acceso a las subvenciones, bien sea por número de licencias, por organizar eventos o por cursos de formación, pero las diferencias siguen existiendo, ¡y de que forma!

Sólo mencionaremos un par de datos. En la mayoría de los deportes en nuestra localidad sólo existe un club con pretensión de desarrollarlo. Así sucede en atletismo (AJA), balonmano (C.B. Iplacea), voleibol (C.V. Alcalá), hockey patines (Patín Alcalá), ciclismo (C.C. Iplacea), etc. Pero hay dos excepciones, el fútbol y el baloncesto.

¿Por qué no se sacan a concurso las Escuelas Municipales?. Es posible que el C.D. Avance, la A.D. Complutense, la A.D. Naya o algún club más estuvieran interesados en hacerse cargo de las Escuelas de fútbol. Lo mismo podría suceder con el C.D. Lope de Vega, el Filipense o el CBJA con las de baloncesto. Supongo que tendríamos que presentar un proyecto y un capítulo de gastos, y una comisión dilucidaría a qué club se le otorgaban por el periodo indicado (de uno a cinco años). Si el CBJA decidiera participar sabría que lo habría hecho en igualdad de condiciones, y suponemos que ya no sería el dedo bobalicón el que otorgaba sin concurso la gestión de las Escuelas.

Otro dato que indica que todo se lo guisan y se lo comen entre unos pocos, es la reciente iniciativa de la CAM de la celebración de unos campeonatos escolares entre los I.E.S. madrileños, para acercar el deporte a unos centros que tradicionalmente han dejado de lado las actividades extraescolares.

Pues había que organizarlos en Alcalá de Henares, y enviar monitores a los I.E.S. que decidieron participar en el proyecto. ¿Quién decide el Club que lo organiza?, ¿acaso el resto de clubes complutenses no tenemos personal cualificado y, para más inri, además somos centros educativos? Pues eso... otro dedo bobalicón que siempre apunta en la misma dirección.
Podríamos seguir extendiéndonos en comentar situaciones, atropellos, desprecios, minusvaloraciones y todo tipo de artimañas que impiden que todo esto cambie, pero ya resultaría muy aburrido y no solucionaría prácticamente nada. Por eso es mejor seguir a lo nuestro y de vez en cuando comentar lo que nos parece injusto (algunos lo llaman llorar,... ellos mismos), pero seguir centrados en nuestro objetivos, que no es otro que acercar el baloncesto a 250 jóvenes que deciden ocupan sus ratos de ocio de una forma sana y divertida. El resto ya se verá.

Alea jacta est.

 

© cbjuandeaustria.com, 2002
Optimizada para IE 5.0 y Netscape 4.6
Optimizada para 800x600